Running y síndrome de estrés tibial medial

Running y síndrome de estrés tibial medial

El síndrome de estrés tibial medial (SETM) o periostitis es la lesión más frecuente en corredores correspondientes al 16% de todas las lesiones del corredor, en donde se evidencia una mayor tasa de lesión en corredores recreativos o amateurs.

Este síndrome se define como una lesión por sobreuso y se describe como un dolor a lo largo del borde posteromedial de la tibia, durante el ejercicio o posterior a la práctica, asociado a factores biomecánicos durante la carrera como lo es la hiperpronación del pie. En conjunto, una de las causas estudiadas en la aparición del síndrome es el aumento de la carga de entrenamiento >30% por semana, en donde se excede la capacidad de adaptación a la carga del individuo. Por lo que, un entrenamiento específico de la técnica de carrera acompañado de una exposición gradual a la carga, son esenciales para disminuir el riesgo de lesión. 

El SETM se puede diagnosticar a través de la clínica, tanto la historia del paciente y el examen físico son primordiales, sin ser necesaria la toma de imágenes para el diagnóstico. 

En cuanto al tratamiento, se elige un enfoque conservador basado en la rehabilitación física, en donde una combinación de ejercicios de fortalecimiento de los flexores plantares de tobillo, ejercicios de control neuromuscular y una exposición gradual a la carga en la carrera, son estrategias adecuadas para su manejo.  No es recomendado el manejo quirúrgico según la evidencia disponible. 

Referencias:

  • Menéndez, C., Batalla, L., Prieto, A., Rodríguez, M. Á., Crespo, I., & Olmedillas, H. (2020). Medial Tibial Stress Syndrome in Novice and Recreational Runners: A Systematic Review. International Journal of Environmental Research and Public Health17(20), 7457.

 

  • Winters, M. (2020). The diagnosis and management of medial tibial stress syndrome. Der Unfallchirurg123(1), 15-19.

 

Resumen:

El síndrome de estrés tibial medial o periostitis es la lesión más común en corredores, corresponde a una lesión por sobreuso y se describe como un dolor a lo largo del borde posteromedial de la tibia durante el ejercicio o posterior a la práctica. Sus factores causales están asociados a alteraciones biomecánicas durante la carrera o un aumento no progresivo en las cargas de entrenamiento. Su tratamiento es de carácter conservador en donde la rehabilitación física es esencial. Para más información puedes leer el artículo completo disponible en nuestro blog.

No Comments

Post A Comment